En una relación de pareja siempre hay tres integrantes: un ‘yo’, un ‘tú’ y un ‘nosotros’ (la pareja). En terapia de pareja identificamos las necesidades de cada uno de los tres componentes e intentamos lograr un equilibrio, pero a veces ese equilibrio no es posible. Me explico: Una terapia de pareja puede tener tres desenlaces:

  1. Que logremos ese equilibrio deseado y la pareja salga fortalecida de la terapia.
  2. Que uno (o los dos) de los integrantes decida hacer una terapia individual porque consideremos que sea lo más indicado.
  3. Que decidáis separaros pero lo hagáis del modo menos dañino para la unidad familiar (independientemente de que tengáis hijos o no).

La terapia puede ayudar a tu pareja todo lo que tu pareja quiera ser ayudad@. En terapia el/la terapeuta somos acompañantes de un proceso que siempre es único y diferente al resto. Cada persona tiene su propio ritmo, su propio espacio, y por supuesto es libre de tomar sus propias decisiones. Por muy buena que sea una terapia, no puede ayudar a alguien que no quiere recibir dicha ayuda. En Psicologodemadrid creemos que cada persona encuentra su momento de hacer terapia, y en el momento que una persona decide poner en marcha su proceso, estamos disponibles al 200% para acompañarle.

 

“En una relación de pareja siempre hay tres integrantes: un ‘yo’, un ‘tú’ y un ‘nosotros’ (la pareja). En terapia de pareja identificamos las necesidades de cada uno de los tres componentes e intentamos lograr un equilibrio.”
Laura Villanueva

Déjanos un comentario


Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?